¿Qué es el ministerio profético?


Pregunta: "¿Qué es el ministerio profético?"

Respuesta:
El ministerio profético, como los grupos carismáticos lo entienden hoy en día, es cualquier ministerio que se basa en el don de la profecía y en una nueva revelación de Dios para guiar a la iglesia a la madurez. Aquellos que están involucrados en el ministerio profético a veces se refieren a él como un ministerio quíntuple y creen que los oficios de apóstol y profeta están siendo restaurados en la iglesia moderna.

A menudo vemos el ministerio profético en el antiguo testamento, cuando Dios levantaba a los profetas para alentar y reprender a la nación de Israel en los momentos de dificultad o de rebelión. Durante el reinado del Rey David (2 Samuel), el profeta Natán, entre otros, hablaron la palabra del Señor a David, para orientarlo y dirigirlo, y de igual manera para confrontarlo sobre su pecado con Betsabé. Por supuesto, Isaías, Jeremías, Oseas, Amós, Miqueas, Zacarías, etc., también tuvieron un ministerio profético; después de todo ellos eran profetas. El llamado de un profeta era hablar en nombre de Dios. Un profeta enseñaba, guiaba, aconsejaba o reprendía si era necesario.

En el nuevo testamento, encontramos a otros que tuvieron un ministerio profético. Algunas personas tenían el don de profetas para dar orientación, dirección, consejería, etc., para el pueblo de Dios. El don de profecía específicamente se menciona en 1 Corintios 12:10 y Efesios 4:11. Por favor tenga en cuenta que este don fue dado para la edificación de la iglesia (Efesios 4:12). Por lo tanto, los profetas debían hablar la palabra de Dios a la iglesia, para que los creyentes conocieran la mente del Señor y que supieran cómo debe funcionar la iglesia.

Creemos que el verdadero ministerio profético hoy en día es, sencillamente, la predicación de la biblia de manera precisa y clara. El don de profecía hoy es "hablar" de la palabra escrita, no la retransmisión de nueva información desde el cielo. El propósito de los dones de milagros en la iglesia primitiva, era brindar dirección orientación hasta que se completara el nuevo testamento y para validar el ministerio de los apóstoles. Una vez que se completó la biblia y los apóstoles murieron, los dones milagrosos dejaron de usarse en la iglesia. Podemos ver esto en el nuevo testamento, en el que los primeros libros como 1 Corintios y Efesios mencionan los dones de milagros, mientras que libros posteriores tales como 1 y 2 Timoteo no los mencionan. Toda la biblia es suficiente para nosotros para seguir al Señor con fidelidad. Segunda Timoteo 3:16-17 es clara en este punto (ver también Hebreos 1:1-2). Palabras adicionales de parte del Señor, son innecesarias.

Hay muchos cristianos hoy en día que afirman estar involucrados en el ministerio profético, que creen que la profecía continúa, y que se presentan a sí mismos como canales de la nueva revelación del cielo. Las iglesias que creen en el ministerio profético, normalmente intentan interpretar sueños, predecir el futuro y hablar en lenguas, aunque el don de lenguas del nuevo testamento (la habilidad sobrenatural de hablar en un idioma que no se ha aprendido, con el propósito de compartir el evangelio) no es el tipo de lenguas que se practican hoy.

La biblia está completa. Incluso la escritura advierte en contra de añadir a la palabra de Dios (Apocalipsis 22:18). Por consiguiente, la profecía, en el sentido de una "nueva" palabra de Dios, ya no es necesaria.

English

Retornar a la página inicial de Español

¿Qué es el ministerio profético?

Suscríbete a la pregunta de la semana