settings icon
share icon
Pregunta

¿Qué dice la Biblia sobre la aromaterapia?

Respuesta


La aromaterapia es una rama de la medicina alternativa que utiliza extractos de plantas, especialmente las que tienen olor, para tratar dolencias médicas y psicológicas. Pese a su nombre, estos extractos (también conocidos como "aceites esenciales") se pueden administrar por inhalación o aplicar directamente sobre la piel. La aromaterapia se utiliza para tratar afecciones de la piel, congestiones e infecciones. Los aceites esenciales como el de lavanda también se utilizan para ayudar a la relajación. Aparte del uso eficaz de la menta para refrescar el aliento, no hay pruebas científicas de que la aromaterapia tenga realmente un beneficio médico, y muchos aceites esenciales pueden ser peligrosos si no se administran correctamente.

La Biblia menciona ampliamente el aroma y el incienso. En Éxodo 30:22-33, Dios manda a los israelitas hacer aceite de unción con mirra, caña aromática, canela y casia (similar a la canela) con aceite de oliva. El siguiente pasaje describe el incienso que se utilizaría en el tabernáculo y, posteriormente, en el templo, incluyendo especias, estacte, gálbano e incienso. También se debía añadir incienso a la ofrenda de grano (Levítico 2:1-2) como "aroma agradable para el Señor". Los reyes magos llevaron incienso y mirra al niño Jesús (Mateo 2:11), y María lavó los pies de Jesús con nardo, un ungüento extremadamente costoso, "y la casa se llenó del olor del perfume" (Juan 12:3).

En la época del Antiguo Testamento, los medicamentos de origen vegetal no eran bien recibidos. Su uso estaba tan estrechamente vinculado a las prácticas religiosas paganas que las Escrituras ni siquiera lo fomentaban. En cambio, los israelitas debían confiar en Dios como su sanador (Éxodo 15:26; Jeremías 46:11). Los sacerdotes estaban autorizados a identificar las dolencias, pero no a tratarlas (Levítico 13:7, 19, 49). El aceite de la unción prescrito en Éxodo 30 se utilizaba para dedicar personas y cosas al servicio de Dios. El incienso y la mirra se utilizaban para embalsamar. Y, aunque el nardo puede tener un aroma agradable, no hay nada que indique un beneficio médico para los pies de Jesús más allá de la eliminación del olor.

El uso de extractos de plantas para la medicación tópica y respiratoria no es puramente de la Nueva Era, aunque a veces se pueda combinar con prácticas no bíblicas. Aunque hay que tener cuidado cuando se usan aceites esenciales (especialmente cerca de aquellos con alergias), no hay nada antibíblico para usar aromas o aceites de plantas con el fin de tratar condiciones médicas.

English


Retornar a la página inicial de Español

¿Qué dice la Biblia sobre la aromaterapia?
Suscríbete a la

Pregunta de la Semana

Comparte esta página: Facebook icon Twitter icon Pinterest icon Email icon
© Copyright Got Questions Ministries