settings icon
share icon
Pregunta

¿Llamado espiritual?

Respuesta


Las personas quieren saber cómo pueden encontrar sus llamados espirituales, es decir, lo que Dios les llama a hacer con sus vidas. Quieren conocer el único y grandioso propósito que Dios tiene para ellos, el principal don espiritual que llegará a cientos, miles o millones de personas. Sin embargo, la verdad es que Dios no llama a muchas personas a consagrar sus vidas a un área específica. Y si lo hace, lo hace en Su propio tiempo.

En la cultura cristiana popular, normalmente son las personas que encuentran su lugar y se quedan allí durante años quienes reciben la atención. Los principales líderes de las iglesias, músicos y evangelistas generalmente pasan décadas trabajando y perfeccionando el área en la que Dios los ha llamado a servir. Sin embargo, la gran mayoría de los creyentes no son llamados a un solo y novedoso ministerio. Por el contrario, somos llamados a varios, dependiendo de nuestra etapa de vida, nuestro nivel de madurez espiritual y las necesidades de los que nos rodean. Dios nos llama a servir donde estamos. Alguien con el don de la enseñanza puede dirigir una clase de escuela dominical durante un tiempo, enseñar en una escuela cristiana y luego escribir un plan de estudios. O puede trabajar en un banco y encontrar oportunidades para enseñar a otros sobre Dios en situaciones más informales. En última instancia, estamos llamados a suplir las necesidades del cuerpo (1 Corintios 12:7), pero eso no significa que tengamos un único ministerio de por vida en el que concentrarnos, aunque a veces es así.

A veces, Dios sí le da a una persona un ministerio específico, pero siempre lo hace en Su tiempo. Al igual que el entrenamiento antes de una competición, se necesita tiempo para desarrollar la sabiduría y las habilidades que necesitamos (1 Corintios 3:2). Si Dios nos diera la misión antes del entrenamiento, trataríamos de hacer demasiadas cosas antes de tiempo. Por el contrario, Dios nos frena, tomándose el tiempo necesario para desarrollar nuestras habilidades prácticas (Lucas 2:52), el conocimiento espiritual (2 Pedro 3:18) y la fe (Santiago 2:22). Santiago habló de esto en Santiago 1:2-4: "Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Mas tenga la paciencia su obra completa, para que seáis perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna".

Muchas personas están ansiosas por descubrir su llamado de parte de Dios, sin embargo, cuando el término "llamado" se utiliza en el Nuevo Testamento, casi siempre se refiere a nuestro llamado como creyentes (Romanos 11:29; 1 Corintios 1:2; Efesios 1:18, 4:1, 4; 2 Tesalonicenses 1:11; 2 Timoteo 1:9; Hebreos 3:1; 2 Pedro 1:10), no a nuestro llamado a un ministerio específico. En última instancia, nuestro "llamado" es amar a Dios, amar a los demás, obedecer a Dios y cuidar de los demás. Si nos concentramos en cumplir con las responsabilidades que Él nos ha dado ahora, Dios se encargará de nuestro impacto en el mundo.

English



Retornar a la página inicial de Español

¿Llamado espiritual?
Suscríbete a la

Pregunta de la Semana

Comparte esta página: Facebook icon Twitter icon Pinterest icon YouTube icon Email icon
© Copyright Got Questions Ministries