¿Qué es liderazgo cristiano?



 

Pregunta: "¿Qué es liderazgo cristiano?"

Respuesta:
¿Qué es liderazgo cristiano? ¿Cómo debería ser un líder cristiano? No hay mejor ejemplo para el liderazgo cristiano que nuestro Señor Jesucristo. Él declaró, "Yo soy el buen pastor. El buen pastor da su vida por las ovejas" (Juan 10:11). Es dentro de este versículo que vemos la descripción perfecta de un líder cristiano. Él es quien actúa como un pastor para aquellas "ovejas" bajo su cuidado.

Cuando Jesús se refirió a nosotros como "ovejas", él no estaba hablando en términos afectuosos. En realidad, las ovejas se encuentran entre los animales más estúpidos en la creación. Una oveja perdida, aún al alcance del oído de la manada, se vuelve desorientada, confundida, asustada, e incapaz de encontrar su camino de vuelta a la manada. Impotente de ahuyentar los hambrientos depredadores, la oveja perdida es quizás la más indefensa de todas las criaturas. Rebaños enteros de ovejas son conocidos por haberse ahogado durante las épocas de inundaciones repentinas, incluso en presencia de terreno elevado fácilmente accesible. Nos guste o no, cuando Jesús nos llamó sus ovejas, él estaba diciendo que sin un pastor, estamos indefensos.

El pastor es uno que tiene varias funciones en relación con sus ovejas. Dirige, alimenta, cría, consuela, corrige y protege. El pastor de la grey del Señor guía al dar un ejemplo de piedad y rectitud en su propia vida y al alentar a otros para que sigan su ejemplo. Por supuesto, nuestro ejemplo supremo y al que deberíamos seguir es Cristo mismo. El apóstol Pablo comprendió esto: "Sed imitadores de mí, así como yo de Cristo" (1 Corintios 11:1). El líder cristiano es aquel que sigue a Cristo e inspira a otros a seguirlo.

El líder cristiano es también uno que alimenta y nutre a las ovejas, y la principal "comida de las ovejas" es la palabra de Dios. Así como el pastor conduce su rebaño a los pastos más exuberantes para que crezcan y se desarrollen, de la misma manera el líder cristiano alimenta su rebaño con el único alimento que producirá cristianos fuertes y dinámicos. La biblia y no la psicología o la sabiduría del mundo, es la única dieta que puede producir cristianos saludables. "…no sólo de pan vivirá el hombre, mas de todo lo que sale de la boca de Jehová vivirá el hombre" (Deuteronomio 8:3).

El líder cristiano también consuela las ovejas, venda sus heridas y aplica el bálsamo de la compasión y el amor. Como el gran pastor de Israel, el Señor mismo prometió "vendar la perniquebrada y fortalecer la débil" (Ezequiel 34:16). Como cristianos en el mundo de hoy, sufrimos muchas lesiones en nuestros espíritus, y necesitamos líderes compasivos que nos ayuden a llevar nuestras cargas, que comprendan nuestras circunstancias, que demuestren paciencia hacia nosotros, que nos anima en la palabra de Dios y que traigan nuestras preocupaciones ante el trono del Padre.

Así como el pastor utilizó su cayado para traer una oveja errante de vuelta al redil, de la misma manera el líder cristiano corrige y disciplina a quienes están a su cuidado cuando van por mal camino. Sin rencor o un espíritu arrogante, pero con un "espíritu de mansedumbre" (Gálatas 6:1), aquellos en liderazgo deben corregir según principios bíblicos. La corrección o la disciplina nunca es una experiencia agradable para nadie, aunque el líder cristiano que fracasa en esta área no está mostrando amor a aquellos bajo su cuidado. "Porque Jehová al que ama castiga…" (Proverbios 3:12), y el líder cristiano debe seguir su ejemplo.

La última función del líder cristiano es la de protector. El pastor que era permisivo en esta área pronto se daba cuenta que regularmente perdía ovejas con los depredadores que pululaban alrededor y a veces entre su rebaño. Los depredadores de hoy son aquellos que tratan de atraer a las ovejas con falsas doctrinas, desestimando la biblia como algo pintoresco y anticuado, insuficiente, confusa, o misteriosa. Estas mentiras se propagan por aquellos contra quienes Jesús nos advirtió: "Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces" (Mateo 7:15). Nuestros líderes deben protegernos de las falsas enseñanzas de aquellos que nos extravían de la verdad de las escrituras y el hecho de que solo Cristo es el único camino de salvación: "Yo soy el camino, la verdad y la vida. Nadie viene al Padre, sino por mí" (Juan 14:6).

Una última palabra sobre los líderes cristianos viene del artículo "Se busca: Unos buenos pastores (Deben saber cómo lavar los pies)" por John MacArthur:

"Bajo el plan que Dios ha ordenado para la iglesia, el liderazgo es una posición de servicio humilde y amoroso. El liderazgo de la iglesia es el ministerio, no es la administración. Aquellos a quienes Dios designa como líderes no están llamados a ser monarcas gobernantes, sino esclavos humildes; no bellas celebridades, sino siervos laboriosos. Aquellos que conducirán al pueblo de Dios deben, por encima de todo, ejemplifican el sacrificio, la dedicación, la sumisión y la humildad. Jesús mismo nos dio la pauta cuando se inclinó para lavar los pies a sus discípulos, una tarea que habitualmente se realizaba por el menor de los esclavos (Juan 13). Si el Señor del universo haría eso, ningún líder de la iglesia tiene el derecho a pensar de sí mismo como si fuera el más importante".


Retornar a la página inicial de Español

"¿Qué es liderazgo cristiano?