¿Qué significa honrar a Dios?



 

Pregunta: "¿Qué significa honrar a Dios?"

Respuesta:
Apocalipsis 4:10-11 describe una escena en el cielo: "los veinticuatro ancianos se postran delante del que está sentado en el trono, y… echan sus coronas delante del trono, diciendo: Señor, digno eres de recibir la gloria y la honra y el poder". Las palabras traducidas como "gloria" y "honor" están estrechamente relacionadas y a menudo se usan indistintamente en la Biblia. Pero hay una diferencia sutil entre ellas. La palabra que más se traduce como "gloria" significa "algo que tiene un valor intrínseco e inherente", mientras que la palabra traducida como "honor" significa "valor apreciado; rendir o considerar glorioso".

La gloria es una cualidad inherente a aquel que está siendo glorificado. Se puede pensar en la gloria como un espejo que refleja con precisión lo que está allí. Cuando reflejamos exactamente el carácter de Dios, lo glorificamos. Glorificar a Dios es honrarlo por lo que realmente Él es. Dios tiene la gloria porque Él es infinitamente valioso. Los seres humanos tenemos gloria porque hemos sido creados a imagen de Aquel que es todo glorioso (Génesis 1:27). Glorificamos a Dios cuando demostramos a través de la palabra o la acción, su glorioso carácter o sus obras. Modelar el carácter de Jesús es una forma de glorificar a Dios, porque estamos mostrando sus atributos. Cuando glorificamos a Dios, le damos el honor a Él.

El honor se origina en nuestros corazones y se refiere al valor que personalmente le damos a algo o a alguien. Los coleccionistas poseen determinados elementos en mayor estima que aquellos que no coleccionan. Lo que otros subestiman puede ser altamente valorado por alguien más y por lo tanto honrado. Honramos a otras personas en la medida en que consideramos importante su posición y contribuciones. Se nos ordena honrar a las personas por causa de su posición, no por su desempeño. Se nos ordena honrar a nuestros padres y madres (Deuteronomio 5:16; Marcos 7:10), a los ancianos (Levítico 19:32), y a aquellos que gobiernan sobre nosotros (1 Pedro 2:17). Cuando honramos a Dios, estamos demostrando la alta estima que tenemos por Él. Estamos reflejando su gloria en alabanza y adoración.

La Biblia muestra varias formas de honrar y glorificar a Dios. Le demostramos una alta estima y reflejamos su carácter siendo sexualmente puros (1 Corintios 6:18-20), dando de nuestros ingresos (Proverbios 3:9) y por vivir vidas dedicadas a Él (Romanos 14:8). No es suficiente con simplemente honrarlo exteriormente. Dios desea el honor que sale de nuestros corazones. El Señor dice, "Porque este pueblo se acerca a mí con su boca, y con sus labios me honra, pero su corazón está lejos de mí" (Isaías 29:13). Cuando nos deleitamos en el Señor (Salmo 37:4), lo buscamos en todo lo que hacemos (1 Crónicas 16:11; Isaías 55:6), y hacemos elecciones que reflejan el lugar que Él tiene en nuestros corazones, le damos el más grande honor.


Retornar a la página inicial de Español

¿Qué significa honrar a Dios?