¿Es un falso evangelio la salvación por fe más obras?


Pregunta: "¿Es un falso evangelio la salvación por fe más obras?"

Respuesta:
El apóstol Pablo combatió aquellos que enseñaban un evangelio falso en Gálatas 1:6-9: "Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis alejado del que os llamó por la gracia de Cristo, para seguir un evangelio diferente. No que haya otro, sino que hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo. Mas si aún nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema". Lo que estaba en juego en las iglesias de Galacia era la enseñanza de que los creyentes en Cristo debían seguir la ley del antiguo testamento (específicamente lo que tenía que ver con la circuncisión) para ser salvos. El pronunciamiento inequívoco de Pablo es que un "evangelio" de gracia mas las obras es falso.

La salvación es sólo en Cristo únicamente por gracia mediante la fe (Efesios 2:8-9). Nadie es perfecto, y ninguna acción humana puede hacer a una persona justa delante de un Dios santo y sin pecado. Nadie puede ganar o merecer la salvación, no importa cuán "religiosa" sea la persona, o cuán meritoria pudiera parecer la obra.

Hay muchos verdaderos cristianos que tienen una interpretación errónea del evangelio de la gracia. Esto fue cierto incluso en el tiempo de Pablo. Algunos de los que esperaban que los creyentes gentiles (cristianos no judíos) siguieran las costumbres jurídicas judías, eran verdaderos creyentes (Hechos 15). Eran cristianos, pero hasta cierto punto malinterpretaron el don gratuito del evangelio. En el concilio de Jerusalén, los líderes de la iglesia primitiva alentaron a los cristianos gentiles en la gracia de Dios y sólo señalaron algunas directrices importantes para que siguieran con el propósito de promover la paz en el seno de la iglesia.

El problema de intentar mezclar gracia mas las obras continúa hoy en día. Hay muchos cristianos que han llegado a la fe genuina en Jesucristo que todavía creen que también deben hacer ciertas obras para asegurarse de que no van a ir al infierno, como si la gracia de Dios en Cristo no fuera suficiente. Aunque esta enseñanza debe ser enfrentada y corregida, esto no significa que la persona no es salva o ha perdido su salvación; nosotros debemos confiar en Cristo y no en nosotros mismos.

De acuerdo con Gálatas 1, aquellos que enseñan cualquier clase de evangelio falso, que en Galacia era un evangelio de gracia más obras, son considerados "anatema"; es decir, son condenados por Dios. Otros pasajes del nuevo testamento hablan en contra de enseñar un evangelio falso. Por ejemplo, Judas quería escribir su epístola acerca de la salvación común que compartía con sus lectores, pero consideró necesario cambiar el tema: "Amados, por la gran solicitud que tenía de escribiros acerca de nuestra común salvación, me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos" (Judas 1:3). En el siguiente versículo, se refiere a aquellos con otro evangelio como "hombres impíos, que convierten en libertinaje la gracia de nuestro Dios".

Esta es quizás la mejor manera de describir este tipo de enseñanza. Una persona puede malinterpretar el tema de la salvación por gracia versus obras y aún creer verdaderamente en Cristo. Sin embargo, también hay gente impía que no conoce al Señor y predica un evangelio falso. A estos individuos impíos se les llama anatema, porque ellos a sabiendas pervierten el verdadero mensaje de Jesús.

English

Retornar a la página inicial de Español

¿Es un falso evangelio la salvación por fe más obras?

Suscríbete a la pregunta de la semana