GotQuestions.org > Español > Preguntas acerca de La Biblia > Doctrina apostólica

¿Qué es la doctrina apostólica?


Pregunta: "¿Qué es la doctrina apostólica?"

Respuesta:
La palabra apóstol por su raíz significa "uno que es enviado". La doctrina es simplemente una enseñanza. Así que la doctrina apostólica es una enseñanza que nos llega a través de los apóstoles, aquellos que fueron especialmente escogidos por Cristo para llevar Sus enseñanzas al mundo. Los doce discípulos se convirtieron en los apóstoles (Marcos 3:14) con la excepción de Judas, el cual desertó. Él fue reemplazado por Matías en Hechos 1:21-26. Matías era un candidato a ser apóstol porque había "estado con nosotros [los otros apóstoles] todo el tiempo que el Señor Jesús vivía entre nosotros, comenzando desde el bautismo de Juan hasta el día en que de entre nosotros fue recibido arriba". El Espíritu Santo parecía confirmar esta elección. Sin negar la inclusión de Matías en el grupo, Dios también eligió a Saulo de Tarso como apóstol para llevar el mensaje a los gentiles (Hechos 9:15). Tenemos acceso a las enseñanzas de los apóstoles a través del Nuevo Testamento. En su mayoría, el Nuevo Testamento fue escrito por los apóstoles o por aquellos que estaban estrechamente asociados con los apóstoles.

El Evangelio según Mateo fue escrito por el apóstol Mateo, uno de los doce discípulos originales.

El Evangelio según Marcos fue escrito por Marcos, quien es mencionado en el libro de los Hechos como un colaborador ocasional del ministerio de Pablo. La historia de la iglesia también nos dice que Marcos era un colaborador de Pedro y que su evangelio tiene como base la predicación de Pedro.

El Evangelio según Lucas y los Hechos de los Apóstoles fueron escritos por Lucas. Lucas fue un compañero de ministerio de Pablo y un testigo ocular de muchos de los eventos en los Hechos. Aunque no fue un testigo ocular de la vida de Jesús, llevó a cabo cuidadosas entrevistas que podrían haber incluido conversaciones con los apóstoles (Lucas 1:3). Gran parte del material de su evangelio es similar al de Marcos y Mateo, de manera que está claro que utilizó fuentes apostólicas.

El Evangelio según Juan, así como las epístolas de 1, 2 y 3 Juan y el Apocalipsis fueron escritos por el apóstol Juan, uno de los doce discípulos.

Romanos, 1 y 2 Corintios, Gálatas, Efesios, Filipenses, Colosenses, 1 y 2 Tesalonicenses, 1 y 2 Timoteo, Tito y Filemón fueron escritos por el apóstol Pablo.

Santiago fue escrito por el medio hermano del Señor, Santiago, quien era el líder de la iglesia en Jerusalén. Por supuesto, habría sido un testigo ocular de gran parte de la vida de Jesús. Nunca se le llama apóstol, pero se le llama anciano y trabajó en conjunto con los apóstoles. El apóstol Pablo en Gálatas 2:9 llama a Santiago una de las "columnas de la iglesia" junto con los apóstoles Pedro y Juan. Resulta interesante que Santiago no fue creyente hasta después de la resurrección, cuando Jesús se le apareció. Primera de Corintios 15:7 dice que Jesús se le apareció a Santiago y luego "a todos los apóstoles", lo que podría indicar que Santiago era considerado un apóstol en el momento en que Pablo estaba escribiendo 1 Corintios.

La Primera y Segunda de Pedro fueron escritas por el apóstol Pedro.

Judas fue escrito por otro de los medio hermanos del Señor que también habría tenido mucha experiencia como testigo ocular de la vida y las enseñanzas de Jesús. Al igual que Santiago, no fue un creyente hasta después de la resurrección.

Hebreos es el único libro del Nuevo Testamento cuyo autor es desconocido. No fue un testigo ocular del ministerio terrenal del Señor, pero su trabajo se basa en el testimonio de testigos oculares, como dice en Hebreos 2:3: "Esta salvación, que fue anunciada por primera vez por el Señor, nos fue confirmada por los que le escucharon".

La doctrina apostólica tiene autoridad y es esencial para comprender lo que Dios ha hecho por nosotros. Los escritores del Nuevo Testamento hablan de un cuerpo doctrinal establecido que se suele llamar "la fe" o "el evangelio". Judas 1:3 habla de "la fe que ha sido una vez dada a los santos". Pablo condena enérgicamente a las personas que cambian o pervierten el contenido del evangelio en Gálatas 1:6-9: "Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis alejado del que os llamó por la gracia de Cristo, para seguir un evangelio diferente. No que haya otro, sino que hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo. Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema".

En la lista de dones a la iglesia, Pablo enumera el apostolado como uno de los dones fundamentales (Efesios 2:20). Una vez que este fundamento de la iglesia fue puesto y la enseñanza de los apóstoles se registró en las Escrituras, la función de apóstol ya no era necesaria. Hoy en día todavía se necesita que los predicadores, maestros y misioneros lleven la Palabra de Dios (la doctrina apostólica) a todo el mundo. (Véase Mateo 28:19-20; Juan 17:20).

Algunas iglesias hoy en día tienen la palabra "apostólico" en su nombre. Para algunos, esto podría significar que creen que el don apostólico funciona en su iglesia. Si es así, esto sería un malentendido de la enseñanza del Nuevo Testamento sobre el apostolado. Para otros, puede significar que quieren enfatizar la doctrina apostólica como se encuentra en el Nuevo Testamento. Si eso es lo que realmente hacen, entonces esto es algo bueno. Una denominación, la Iglesia Apostólica, dice que están siguiendo de cerca la enseñanza de los apóstoles, pero desafortunadamente creen que el bautismo por inmersión es necesario para la salvación y que ésta vendrá acompañada de dones de señales. Aunque vemos ejemplos de los dones de señales siendo usados en el libro de los Hechos, no es la enseñanza de los apóstoles que el bautismo es necesario para la salvación o que todo cristiano exhibirá señales milagrosas. En este caso, aunque el nombre es "apostólico", la enseñanza no lo es.

Cuando la iglesia comenzó, según Lucas, los primeros creyentes "se dedicaron a la enseñanza de los apóstoles" (Hechos 2:42). Es decir, se comprometieron a aprender y seguir la doctrina apostólica. En esto eran sabios. Si la iglesia de hoy fuera sabia, también se dedicarían a la enseñanza de los fundadores terrenales de la iglesia, elegidos por el mismo Señor.

English


Retornar a la página inicial de Español

¿Qué es la doctrina apostólica?

Descubre cómo ...

recibe la vida eterna




recibe el perdón de Dios




Suscríbete a la pregunta de la semana