¿Cómo sé que la Biblia no es simplemente mitología?



 

Pregunta: "¿Cómo sé que la Biblia no es simplemente mitología?"

Respuesta:
El saber que la Biblia se originó en la mente de Dios, hace no solamente que sea única entre todos los libros, sino que es única entre todos los tesoros de la tierra. La Biblia revela el plan eterno de Dios para redimir a la raza humana caída. No obstante, a pesar de que miles de millones de copias se han distribuido en todo el mundo, muchos siguen cuestionando su verdad. ¿Es la Biblia un libro de mitología, o es la verdadera Palabra inspirada por Dios? Esta pregunta es la de mayor importancia para cada persona, ya sea que lo sepan o no.

Muchos textos religiosos pretenden transmitir un mensaje divino. Sin embargo, la Biblia es única ya que Dios de manera rotunda, no dejó ninguna duda en cuanto a que la Biblia es Su Palabra escrita. Si alguien realiza un esfuerzo honesto para examinar los hechos, con toda certeza encontrará que toda Biblia tiene el sello de Dios. La misma boca que habló para que la creación existiera, también nos dio la Biblia.

A diferencia de la mitología, la Biblia tiene un contexto histórico. Sus protagonistas fueron personas reales que vivieron en lugares verificables durante los acontecimientos históricos. La Biblia menciona a Nabucodonosor, Senaquerib, Ciro, Herodes, Felix, Pilato, y muchos otros personajes históricos. Su historia coincide con la de muchas naciones, incluyendo la egipcia, hitita, persa, babilónica y los imperios romanos. Los sucesos de la Biblia se llevaron a cabo en áreas geográficas como Canaán, Siria, Egipto, Mesopotamia, y otros. Todos estos detalles demostrables refutan la idea de que la Biblia es pura mitología.

Al contrario de la mitología, la Biblia tiene muchas confirmaciones en ciencias tales como la biología, geología, astronomía y arqueología. El campo de la arqueología bíblica ha crecido en el último siglo y medio, tiempo durante el cual se han descubierto cientos de miles de objetos. Sólo un ejemplo: en cierta época, los escépticos usaron las referencias de la Biblia para la civilización hitita como "prueba" de que la Biblia era un mito. Nunca hubo ninguna de esas personas como los "hititas", de acuerdo a la ciencia de la época. Sin embargo, en 1876 se hizo el primero de una serie de descubrimientos, y ahora la existencia de la antigua civilización hitita está bien documentada. La arqueología continúa reafirmando la historicidad de la Biblia. Como el Dr. Henry M. Morris ha comentado: "Hoy en día no existe ni siquiera un hallazgo incuestionable de arqueología que demuestre que la Biblia en algún punto está equivocada".

Contrario a la mitología, la Biblia está escrita como historia. Lucas escribió su evangelio como "la historia de las cosas que entre nosotros han sido ciertísimas tal como nos lo enseñaron los que desde el principio lo vieron con sus ojos". Lucas afirma que él "había investigado con diligencia todas las cosas desde su origen", y así escribió "por orden. . . para que conozcas bien la verdad de las cosas en las cuales has sido instruido" (ver Lucas 1:1-4). ¿Incluyó Lucas milagros en su relato? Sí, muchos de ellos. Pero esos milagros fueron comprobados por testigos presenciales. Dos mil años después, un escéptico podría decir que el relato de Lucas es un "mito", pero la carga probatoria recae en el escéptico. El relato en sí mismo es un documento histórico que ha sido cuidadosamente investigado.

A diferencia de la mitología, la Biblia contiene un increíble número de profecías cumplidas. Los mitos no se preocupan con la profecía, pero un tercio completo de la Biblia es profecía. La Biblia contiene más de 1.800 predicciones acerca de más de 700 temas aislados, encontrados en más de 8.300 versículos. El Antiguo Testamento contiene más de 300 profecías únicamente sobre Jesucristo, y muchas de ellas con increíble precisión. Ya se han cumplido numerosas profecías, y éstas han llegado a suceder precisamente como se predijo. Las probabilidades matemáticas de que alguien haga este número de predicciones y que cada una de ellas suceda, están a años luz de la esfera de la dimensión de la posibilidad humana. Estas profecías milagrosas sólo pudieron cumplirse con la guía sobrenatural de Aquel que ve el fin desde el principio (Isaías 46:9-10).

Contrario a la mitología, la Biblia ha transformado un número incontable de vidas. Sin embargo, muchas personas permiten las opiniones de otros, que nunca han estudiado la Biblia seriamente, con el propósito de formar sus propias opiniones. Cada uno de nosotros necesita estudiarla por nuestra propia cuenta. Haga la prueba. Viva de acuerdo a los preceptos de la Biblia y experimente por usted mismo el poder dinámico y transformador de este increíble libro. Ponga en práctica las enseñanzas sobre el perdón y vea cómo se puede restaurar una relación rota. Aplique los principios de mayordomía y vea como mejora su situación financiera. Aplique la enseñanza sobre la fe y sentirá una presencia tranquilizadora en su corazón, incluso mientras atraviesa una prueba difícil en su vida. La Biblia funciona. Hay una razón por la que los cristianos en diversos países de todo el mundo arriesgan sus vidas diariamente para exponer a otros a la verdad vivificante de este extraordinario libro.

Finalmente, muchos de los que rechazan a Dios y a Su Palabra revelada, lo hacen a causa del orgullo. Están tan inmersos en sus creencias personales, que se niegan a evaluar honestamente la evidencia. Para aceptar la Biblia como verdadera, se necesita que piensen seriamente acerca de Dios y su responsabilidad para con Él. Para aceptar la Biblia como verdadera, sería necesario un cambio de estilo de vida. Como el pastor Erwin Lutzer declaró: "La verdad es que, pocas personas tienen una mente abierta, especialmente sobre asuntos religiosos. . . . Por lo tanto, las doctrinas y los prejuicios corruptos continúan tranquilamente de generación a generación".

Millones de personas mueren cada año, habiendo apostado su alma eterna diciendo que la Biblia no es verdad, con la esperanza de que sea simplemente un libro de mitología, y que Dios no existe. Es una apuesta arriesgada, y los intereses son muy altos. Instamos a todos a leer la Biblia con una mente abierta; permita que hable por sí misma, y usted podrá encontrar que la Palabra de Dios es verdad (Juan 17:17).


Retornar a la página inicial de Español

¿Cómo sé que la Biblia no es simplemente mitología?