settings icon
share icon
Pregunta

¿Qué es la disciplina doméstica cristiana (CDD)?

Respuesta


Un matrimonio de disciplina doméstica (DD) es aquel en el que uno de los cónyuges, generalmente el esposo, tiene autoridad sobre el otro y tiene los medios para respaldar esa autoridad con castigos corporales, incluyendo azotes. La llamada "disciplina doméstica cristiana" ocurre en un matrimonio cuando uno o ambos cónyuges utilizan el respaldo bíblico para justificar un estilo de vida anti-bíblico y no cristiano.

Quienes abogan por la disciplina doméstica lo hacen basándose en varias pasajes sacados de contexto e interpretados de manera exagerada. Efesios 5:22-24 se interpreta para significar que el esposo es la cabeza del hogar, mientras que la esposa es sumisa a su esposo como si el Señor mismo fuera su esposo. Este verso es utilizado por los propugnadores de la CDD para justificar la disciplina de la esposa por el esposo en cualquier forma que él elija usar, incluyendo castigo físico y azotes. Sin embargo, esta interpretación se pierde la intención del pasaje. Si bien las esposas deben someterse a sus esposos como al Señor, esta extraña interpretación ignora el hecho de que en ningún lugar de la Escritura el Señor ordena o incluso permite el castigo físico de las esposas por parte de los esposos. Los azotes están reservados para los niños por la simple razón de que son demasiado jóvenes para razonar y el castigo físico amoroso es, en muchos casos, la única manera de proteger a los niños de su propia insensatez. De hecho, no hacerlo sería hacer un gran perjuicio a los niños (Proverbios 13:24; 23:13-14). Las esposas, por otro lado, no son niños y ciertamente pueden entender los principios bíblicos sin el uso de la fuerza física.

Los esposos deben amar a sus esposas como Cristo ama a la Iglesia que es su cuerpo. El Señor Jesús nunca castigó físicamente a sus discípulos, y su relación con su Iglesia se resume en Efesios 5:25, que dice "Amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella". Un esposo debe seguir este ejemplo, amando a su esposa, enseñándole y razonando con ella a partir de las Escrituras, y nutriéndola y cuidándola como Cristo hace con la Iglesia, incluso hasta el punto de entregarse a sí mismo por ella. Efesios 5:28-29 continúa diciendo que los esposos deben amar a sus esposas como a sus propios cuerpos. A menos que un esposo se infliga regularmente castigo corporal a sí mismo, no hay razón para usar este pasaje para justificar infligirlo a su esposa. Si una esposa está realmente siendo rebelde contra su esposo, entonces el consejo bíblico es el siguiente paso, siguiendo el modelo de disciplina de la iglesia, como se describe en Mateo 18:15-20.

A las esposas se les ordena amar a sus esposos y someterse a su autoridad "en todo" (Efesios 5:24). Pero, claramente, las esposas no deben someterse a sus esposos cuando estos están exigiendo algo fuera de la voluntad de Dios. Tito 2:5 explica esto además que las esposas deben "ser sometidas a sus esposos, para que nadie difame la palabra de Dios". Aquellos que abogan por la práctica anti-bíblica de azotar a sus esposas y llamarlo "disciplina cristiana" ciertamente están difamando la palabra de Dios, y las esposas tienen más que suficiente justificación para negarse a participar en algo tan denigrante, no amoroso y controlador.

La disciplina doméstica es a lo sumo una extraña práctica anti-bíblica y, en el peor de los casos, una excusa para el abuso. Si las parejas acuerdan mutuamente participar en este tipo de comportamiento, ciertamente tienen derecho a hacerlo. Pero usar la Biblia para justificarlo y llamarlo parte de la vida cristiana no sólo es ridículo e insostenible desde el punto de vista de las Escrituras; es antitético a todos los principios bíblicos de amor y sumisión mutua por reverencia a Cristo (Efesios 5:21).

English



Retornar a la página inicial de Español

¿Qué es la disciplina doméstica cristiana (CDD)?
Suscríbete a la

Pregunta de la Semana

Comparte esta página: Facebook icon Twitter icon Pinterest icon YouTube icon Email icon
© Copyright Got Questions Ministries