settings icon
share icon
Pregunta

¿Qué dice la Biblia sobre rendirse?

Respuesta


Lo opuesto a rendirse es la perseverancia o la resistencia, dos cualidades que se aconsejan a los creyentes (2 Tesalonicenses 1:4; Romanos 5:3; Santiago 1:3). Cuando perseveramos a través de las dificultades o el cansancio, no abandonamos lo que Dios nos ha llamado a hacer. Gálatas 6:9 nos anima a nunca rendirnos: "No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos".

Existen varios factores que pueden hacer que la gente piense en rendirse. El primero es el desánimo. Podemos empezar un proyecto con pasión para conseguirlo, pero con el tiempo, si no conseguimos los resultados que esperábamos o si la gente no reconoce nuestros esfuerzos, podemos desanimarnos. La Biblia instruye a los padres a no ser duros con sus hijos, para que ellos no se desanimen. Los hijos desanimados generalmente dejan de tratar de complacer a sus padres y se comportan mal. Los adultos desanimados y desilusionados también suelen rendirse o portarse mal. La solución de Dios para el desánimo es "animaos unos a otros, y edificaos unos a otros" (1 Tesalonicenses 5:11).

Otro factor por el que la gente se rinde es el orgullo. Podemos asumir un reto, confiando en nuestras propias capacidades y queriendo impresionar a las personas que nos importan. Dios nos ha advertido que "Antes del quebrantamiento es la soberbia, y antes de la caída la altivez de espíritu" (Proverbios 16:18). Cuando caemos, nuestro orgullo se ve afectado, por lo que nos damos por vencidos, en lugar de levantarnos y volver a intentarlo. Esto es lo que le pasa a algunos en el ministerio. Empiezan en el ministerio con buenas intenciones, pero en algún momento el orgullo se apodera de ellos. Cuando se sienten avergonzados, enfrentados o desafiados, el orgullo insiste en rendirse, y abandonan.

El cansancio también puede llevar a la renuncia. Si no nos ponemos un buen ritmo y establecemos límites saludables, podemos llegar a cansarnos tanto física, mental, espiritual o emocionalmente que sencillamente abandonamos. Los que se dedican a los ministerios de ayuda son los más propensos a abandonar por cansancio. Las personas necesitadas están en todas partes, y los ayudantes que tratan de hacer todo para todas las personas todo el tiempo están expuestos al cansancio. Nos ayuda a recordar que no podemos dar a los demás lo que no tenemos, así que cuidar de nosotros mismos no es egoísta. Los cuidadores de niños pequeños, ancianos o enfermos graves deben recordar que deben sacar tiempo para mantenerse sanos. Los que están en el ministerio deben mantenerse sumergidos en una relación personal con Dios, o les faltará la fuerza espiritual para seguir entregándose a los demás. Jesús nos da un perfecto ejemplo de alguien que continuamente ministraba a otros, mientras continuaba poniendo como prioridad Su relación con el Padre. A menudo, Jesús se alejaba "siendo aún muy oscuro" para poder orar (Marcos 1:35; Mateo 14:23; Lucas 5:16).

Las Escrituras nos exhortan a que, cuando nos encontramos en el camino que Dios estableció para nosotros, no nos rindamos (Filipenses 4:1; Gálatas 5:1; Apocalipsis 3:10). Nehemías nunca se dio por vencido en la construcción de los muros de Jerusalén, a pesar de la fuerte oposición que enfrentó. Caleb jamás se desanimó con la promesa de Dios, y a los 85 años conquistó una región montañosa fortificada y llena de gigantes. Jesús fue perseverante hasta la cruz. "Considerad a aquel que sufrió tal contradicción de pecadores contra sí mismo, para que vuestro ánimo no se canse hasta desmayar" (Hebreos 12:3). Cuando uno se da por vencido en seguida, uno se pierde todo lo que Dios ha planeado hacer a través de nosotros y para nosotros.

Muchas veces, el rendirse es una señal de que las personas nunca fueron verdaderos seguidores de Cristo. Esto es lo que la Biblia llama apostasía (1 Timoteo 4:1; 1 Juan 2:19). Los que verdaderamente han nacido de nuevo mediante el Espíritu de Dios (Juan 3:3) nunca abandonarán a Jesús. Ellos están guardados en la mano del Señor (Juan 10:28-29), y van a perseverar hasta el final.

English


Retornar a la página inicial de Español

¿Qué dice la Biblia sobre rendirse?
Suscríbete a la

Pregunta de la Semana

Comparte esta página: Facebook icon Twitter icon Pinterest icon Email icon
© Copyright Got Questions Ministries