settings icon
share icon
Pregunta

¿Qué dice la Biblia sobre el aburrimiento?

Respuesta


El aburrimiento es el estado emocional o físico que se experimenta por falta de estimulación mental, de actividades que hacer o de un interés por lo que nos rodea. La vida no es una película de acción, por lo tanto todos sufriremos momentos de apatía y aburrimiento. Proverbios 19:15 habla de cómo la "pereza" puede conducir a circunstancias desagradables. Experimentar el aburrimiento no es un pecado, pero las actitudes y decisiones que llevan o surgen del aburrimiento pueden ser dañinas para la fe del cristiano.

Los cristianos deben esforzarse por vivir con pasión -no con apatía- y superar el aburrimiento con una actitud positiva. Si nos aburrimos porque somos perezosos, entonces hay un problema. Proverbios 6:6-11 nos ofrece una dura advertencia contra la pereza: "Ve a la hormiga, oh perezoso, mira sus caminos, y sé sabio; la cual no teniendo capitán, ni gobernador, ni señor, prepara en el verano su comida, y recoge en el tiempo de la siega su mantenimiento. Perezoso, ¿hasta cuándo has de dormir? ¿Cuándo te levantarás de tu sueño? Un poco de sueño, un poco de dormitar, y cruzar por un poco las manos para reposo; así vendrá tu necesidad como caminante, y tu pobreza como hombre armado".

A Satanás le encantan las manos ociosas, porque la pereza conduce a la falta de motivación, lo que impide a los cristianos buscar la voluntad de Dios. Primera de Timoteo 5:13 habla de cómo la ociosidad también puede conducir a actividades pecaminosas. Sin un objetivo claro en un mundo caído, la depravación de entretenimiento se convierte en una alternativa tentadora al aburrimiento. Sin embargo, 2 Corintios 5:17 nos dice que "si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nueva". Los cristianos pueden elegir no pecar y vivir de una manera que honre a Dios. El aburrimiento y la indiferencia no tienen por qué dirigir nuestro futuro.

Colosenses 3:23-24 dice: "Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres; sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís". Los creyentes glorifican a Dios al vivir sus vidas plenamente, dando un testimonio "tranquilo" viviendo como lo haría Cristo (Mateo 5:16). El apóstol Pablo evitaba caer en el aburrimiento con el trabajo duro para ayudar a los débiles y suplir las necesidades del ministerio (Hechos 20:34-35). En Atenas, cuando Pablo tuvo un "tiempo de inactividad" mientras esperaba a Timoteo y Silas, nunca se aburrió: predicaba a todo el que quisiera escuchar (Hechos 17:16-17).

Combatir el aburrimiento a veces puede ser un reto, aunque con un pequeño esfuerzo es probable que surja una lista de actividades más productivas: limpiar tu casa, leer un libro, pasar tiempo con un amigo o familiar, memorizar algunas Escrituras, orar. Si te encuentras sin nada que hacer, imita el ejemplo de Jesús buscando formas de servir a los demás. "Porque el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos" (Marcos 10:45). Incluso tomar un café o un té con un amigo puede ser un regalo de amor reconfortante.

Aprovecha al máximo tu tiempo en esta tierra, ya que la vida no es más que un vapor (Santiago 4:14). Aprovecha el tiempo (Efesios 5:16). No permitas que el enemigo tome ventaja mediante el aburrimiento. "Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar" (1 Pedro 5:8). Podemos elegir utilizar nuestro tiempo sabiamente para Dios y no permitir que el aburrimiento o el pecado ahoguen nuestra capacidad de seguir la voluntad de Dios (Romanos 12:2).

English


Retornar a la página inicial de Español

¿Qué dice la Biblia sobre el aburrimiento?
Suscríbete a la

Pregunta de la Semana

Comparte esta página: Facebook icon Twitter icon Pinterest icon Email icon
© Copyright Got Questions Ministries