¿Es posible ser un cristiano gay?



Pregunta: "¿Es posible ser un cristiano gay?"

Respuesta:
"¿No saben que los malvados no heredarán el reino de Dios? ¡No se dejen engañar! Ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los sodomitas, ni los pervertidos sexuales, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los calumniadores, ni los estafadores heredarán el reino de Dios." (1 Corintios 6:9-10). Hay una tendencia a declarar la homosexualidad como el peor de todos los pecados. Mientras que es innegable, bíblicamente hablando, que la homosexualidad es inmoral y es antinatural (Romanos 1:26-27), en ningún sentido la Biblia describe la homosexualidad como un pecado imperdonable. Ni enseña la Biblia que la homosexualidad es un pecado contra el cual los cristianos nunca tendrán que luchar.

Quizás esta es la frase clave en cuanto a si es posible ser un cristiano gay: “luchar contra.” Es posible para un cristiano luchar con tentaciones homosexuales. Muchos homosexuales que se hacen cristianos tienen luchas en curso con sentimientos y deseos homosexuales. Algunos hombres y mujeres fuertemente heterosexuales han experimentado una "chispa" del interés homosexual en algún punto en sus vidas. Si estos deseos y tentaciones existen, no determina si una persona es un cristiano. La Biblia está clara que ningún cristiano es libre de pecado (1 Juan 1:8,10). Mientras el pecado específico o la tentación varía de un cristiano al otro, todos los cristianos tienen luchas con el pecado, y todos los cristianos a veces fallan en aquellas luchas (1 Corintios 10:13).

Lo que distingue la vida de un cristiano de la vida de un no cristiano es la lucha contra el pecado. La vida cristiana es un proceso progresivo de vencer las “obras de la carne” (Gálatas 5:19-21) y permitir que el Espíritu de Dios produzca el “fruto del Espíritu” (Gálatas 5:22-23). Sí, los cristianos pecan, a veces horriblemente. Tristemente, a veces los cristianos son indistinguibles de los no cristianos. Sin embargo, un cristiano verdadero siempre se arrepentirá, siempre volverá finalmente a Dios, y siempre reanudará la lucha contra el pecado. Pero la Biblia no apoya la idea que una persona que continua e impenitentemente toma parte en el pecado en efecto puede ser un cristiano. En 1 Corintios 6:11 leemos, “Y eso eran algunos de ustedes. Pero ya han sido lavados, ya han sido santificados, ya han sido justificados en el nombre del Señor Jesucristo y por el Espíritu de nuestro Dios.”

1 Corintios 6:9-10 pone una lista de pecados que, de ser practicados continuamente, identifican a una persona como no redimida — el no ser un cristiano. A menudo, la homosexualidad es señalada de esta lista. Si una persona lucha con tentaciones homosexuales, se supone que esa persona no es salva. Si una persona realmente toma parte en actos homosexuales, se piensa definitivamente que esa persona no es salva. Sin embargo, las mismas asunciones no se hacen, al menos no con el mismo énfasis, en cuanto a otros pecados en la lista: fornicación (sexo prematrimonial), idolatría, adulterio, robo, codicia, alcoholismo, difamación y engaño. Es inconsecuente, por ejemplo, declarar a los culpables del sexo prematrimonial como “cristianos desobedientes,” y al mismo tiempo declarar a los homosexuales definitivamente no cristianos.

¿Es posible ser un cristiano gay? Si la frase "cristiano gay" se refiere a una persona que lucha contra las tentaciones y deseos homosexuales - sí, un "cristiano gay" es posible. Sin embargo, el calificativo de "cristiano gay" no es adecuado para una persona de estas características, ya que él/ella no quiere ser gay, y lucha contra las tentaciones. Una persona no es un "cristiano gay", sino simplemente un cristiano que lucha con este pecado, al igual que hay cristianos que luchan con la fornicación, la mentira y el robo. Si la frase "cristiano gay" se refiere a una persona que activa, perpetua, e impenitentemente lleva un estilo de vida homosexual - no, no es posible para tal persona realmente ser un cristiano.


Retornar a la página inicial de Español

¿Es posible ser un cristiano gay?